Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. OK | Más información

Ciberbullying y Grooming

Las nuevas tecnologías han supuesto un avance inimaginable hasta hace poco respecto al acceso a la información en general hasta el punto de empezar a cambiar los hábitos sociales de las personas respecto a las posibilidades de relacionarse en la distancia o mediante sistemas altamente eficientes y de bajo o nulo coste.
Todo ello, no obstante, nos abre por el mismo motivo, nuevos retos y riesgos que tenemos que ser capaces de ir poniéndoles freno y control como padres y educadores. Nos referimos a la posibilidad de utilizar estas tecnologías para acosar, maltratar o abusar de otras personas. En esta página hablaremos de dos de los riesgos que actualmente tenemos que afrontar y atacar: el Ciberacoso y el Ciberbullying.

1- El Ciberacoso (Ciberbullying)
2- Características del Ciberbullying
3- El Grooming
4- Características del Grooming
5- Cómo identificar posibles casos de acoso
6- Cómo actuar ¿Qué hacer?
7- Pautas preventivas

1- El Ciberacoso (Ciberbullying)

El ciberacoso es un fenómeno que se da especialmente entre los menores de 12 a 15 años. Se trata de utilizar los medios de comunicación on-line y/o redes sociales como plataforma para maltratar a algún compañero de su misma edad. El ciberacoso (o ciberbullying) puede tomar diferentes formas, como insultos, vejaciones, burlas, amenazas, suplantación de la identidad o difusión de rumores falsos o publicación de fotos comprometidas.

En algunas ocasiones nos encontramos con niños que malintencionadamente abren con el nombre y apellidos de otro menor, por ejemplo, un perfil en una red social. También pueden simplemente apoderarse de la contraseña para acceder como “titular” de la cuenta. Una vez establecido y añadidos algunos amigos que creen que el titular es realmente la persona que consta con su nombre y apellidos completos, empiezan a publicarse mensajes por parte del suplantador en el sentido de crearle problemas con sus amistades o dar una imagen negativa del suplantado. Al mismo tiempo esta información puede ser compartida entre muchos amigos y crear realmente un problema serio a un niño o joven que no ha tomado parte en ello. Ésta es una de las formas que puede tomar el ciberacoso.

La inmediatez y el alcance de Internet hacen que las descalificaciones sean sencillas de realizar (apoyadas en un supuesto anonimato y en la falta de percepción del daño causado al no ver a la víctima). Igualmente crean un daño añadido ya que cualquier información malintencionada verdadera o no, se difunde con gran rapidez y puede llegar a muchas personas. Este es uno de los motivos que los acosadores utilizan como amenaza a sus víctimas (si no haces esto, publicaré aquello…).

2- Características del Ciberbullyng.

Básicamente se trata de un acosamiento u hostigamiento que se da entre niños de edades similares utilizando las redes sociales, chats, whatsapp, etc.

-La situación es asimétrica. Es decir, hay un acosador y una víctima que sufre las consecuencias de las acciones de la otra persona. Por tanto, no se trata de un simple intercambio de insultos que puede ser habitual entre algunos niños o adolescentes.
-No se trata de una situación puntual sino de una serie de acciones prolongadas en el tiempo.
-Víctimas y acosadores son de edad parecida, habitualmente menores de edad.
-El medio utilizado para efectuar el acoso es el tecnológico: redes sociales, chat, whatsapp, etc, aunque este tipo de acoso puede o no complementarse con acciones en la vida real.
-Las conductas de hostigamiento, insultos, vejaciones, etc, pueden darse en cualquier momento ya que las tecnologías están disponibles 24 horas.

3- El Grooming

El Grooming podemos definirlo como el conjunto de estrategias malintencionadas y premeditadas por las que un adulto propicia primero un acercamiento al menor para finalmente acosarle y obtener un beneficio de tipo sexual. Se trata de acciones deliberadas para establecer un control emocional sobre el niño o niña con el fin de preparar el terreno para el abuso del menor ya sea desde el contacto físico hasta cualquiera de las modalidades virtuales y on-line.

4- Características del Grooming.

  • A diferencia del Ciberbullying, la relación se establece entre un menor y un adulto con unos objetivos muy claros por parte de éste, siendo el niño/a desconocedor en primer momento de la identidad real y/o edad del adulto. El menor puede creer al inicio de que se trata de un niño/a de su misma edad. El acosador puede ampararse en fotos falsas.
  • Se inicia la relación como una amistad supuestamente "sincera" en la que el adulto intenta en un primer momento ganarse la confianza del menor. Para ello se muestra como un amigo incondicional, da consejos, etc. En esta fase de contacto puede utilizar los diferentes servicios de comunicación como el chat, redes sociales, whatsapp, etc.
  • Una fase posterior se consolida la "amistad" y se intercambian supuestas confesiones personales e íntimas entre el menor y el acosador.
  • Una vez establecida la confianza se profundiza en la información sobre su vida, sus preferencias, gustos, etc. Todos estos datos serán luego para el acosador de gran utilidad para manipular a su víctima.
  • Finalmente se inicia la fase en la que el acosador incita a su víctima al intercambio de material de tipo sexual. Puede ser la solicitud de una foto o la activación de su video cámara. Una vez el acosador dispone de material comprometido del menor, empieza la etapa de acoso más severa. Normalmente se utiliza este material inicial para amenazar a su víctima en el sentido que si no cede a sus solicitudes, publicará dicho material en las redes o lo hará llegar a conocidos. Normalmente, si el menor cede, puede entrar en una dinámica muy peligrosa.

5- Cómo identificar posibles casos de acoso

Cada caso es diferente y así se manifestará. No obstante, podemos concretar una serie de cambios que pueden aparecer y ponernos en alerta.
Hay que estar especialmente alerta a cambios significativos en el funcionamiento del menor en diferentes ámbitos. Dichos cambios pueden afectar a sus hábitos cotidianos, estado de ánimo, relaciones con sus compañeros, familia, escuela y también pueden aparecer síntomas físicos y psicosomáticos. Veamos algunos de ellos teniendo en cuenta que no es necesario ni habitual que se presenten todos ellos sino una combinación de los mismos en función de las características y situación del niño/a:

-Cambios (cantidad de tiempo u horarios) en el uso de dispositivos o de Internet.
-Bajada en el rendimiento escolar y/o en asistencia a clase.
-Abandono de actividades hasta la fecha de su interés.
-Se vuelve más reservado y procura ocultarse o apartarse cuando se conecta con cualquier dispositivo.
-Cambios de humor. Se vuelve más susceptible. Puede simultanear tristeza, apatía y desmotivación general con algunos episodios de rabia si se le recrimina alguna cosa.
-Pueden producirse alteraciones en la forma que se relaciona con sus amistades. Falta de defensa o exagerada reacción ante supuestas bromas u observaciones públicas.
-Miedo a salir de casa.
-Excesivas reservas en la comunicación.
-Mentiras para justificar algunas de sus conductas extrañas.
-Modificaciones en su lenguaje corporal ante adultos (cabeza agachada, falta de contacto ocular, rechazo a estar con adultos).
-Síntomas psicosomáticos pueden abarcar dolores de cabeza, náuseas, mareos, cuadros de ansiedad. También lesiones físicas sin justificar o diarreas frecuentes sin ir acompañadas de fiebre o vómitos.

6- Como actuar, ¿qué hacemos?

En los casos de grooming la situación puede haberse complicado y el menor estar psicológicamente mal. Por ello es posible que sea reacio a dar toda la información a los padres en un primer momento y que tenga temores y miedos respecto a su futuro. Los padres por su parte pueden acusar un cierto impacto emocional (dependiendo de la gravedad de la situación) y puede que tampoco estén en las mejores condiciones emocionales para ayudar a su hijo/a. En estos casos se hace imprescindible buscar urgentemente ayuda exterior que debe pasar primero por la denuncia de los hechos a las autoridades policiales (policía autónoma, estatal, guardia civil, etc.) y después el soporte psicológico de un profesional que trabaje con la familia. El objetivo fundamental es la protección del menor y recuperar su integridad psicológica así como dar soporte a la familia en todo el proceso. Hay también diferentes ONG’s y entidades que tienen como objetivo luchar contra el ciberacoso y suponen una buena fuente de información para la familia aunque no son un mecanismo de denuncia formal.

Señalar que las diferentes Fuerzas y Cuerpos de Seguridad disponen de canales en internet para efectuar denuncias anónimas si el niño/a siente especial vergüenza y no desea pasar por el trámite de la denuncia directa. En todo caso, son los padres o los responsables legales del niño/a los que han de tramitar cualquier tipo de denuncia.

Hay que evitar que el niño se sienta culpable y deberemos afrontar como padres la situación con la mayor calma posible, haciendo ver al niño que vamos a ayudarle incondicionalmente, que él ha sido la víctima y que debemos conocer todos los detalles.

En casos de ciberbullying (acoso entre iguales) la actuación a realizar dependerá de la información de que dispongamos ya que no siempre se conoce quien es el acosador. A veces el niño/a puede sospechar de algún compañero. Si tenemos certeza de quien es, al tratarse de un menor, suele procederse a avisar a los padres del posible acosador. Igualmente a nivel de escuela o colegio pueden ponerse en marcha protocolos antibullyng en los que se aporta conocimiento del problema y las implicaciones legales que conlleva. Normalmente estas medidas suelen funcionar bastante bien cuando el problema está circunscrito en el ámbito de las relaciones entre compañeros de colegio.

Si el acoso persiste o no se identifica al acosador deben tomarse medidas para avisar a los administradores de los servicios electrónicos utilizados para el acoso. En última instancia se debería también efectuar denuncia ante las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad.

Ver pautas preventivas para evitar problemas

Adjuntamos unas excelentes Guías publicadas por la INTECO (Instituto Nacional de Tecnologías de la Comunicación):

Guía SOS contra el Ciberbullying [447 KB]
Guía SOS contra el Grooming [430 KB]

Temas recomendados:

El ciclo evolutivo. Estimulación cognitiva (los 6 primeros meses). Los celos infantiles. A mi hijo le cuesta leer.

Temas relacionados:

Los peligros de las nuevas tecnologías. El acoso escolar. Adicción a las nuevas tecnologías. El insomnio infantil.

La información ofrecida en esta web tiene carácter general y en ningún caso puede sustituir las orientaciones que su médico o profesional de la salud le haya dado.

Patrocinadores:

00009639